Los misteriosos ataques que causaron daños a empleados EEUU en Cuba

Hace unos meses se informó de que los empleados de la embajada estadounidense en Cuba habrían sufrido daños cerebrales, victimas, quizás del ataque de un arma sónica.

El hecho es que sufrieron daños en la sustancia blanca de sus cerebros , según reveló los escáneres practicados a los funcionarios pero , incluso estos mismos se habrían mostrado escépticos ante la posibilidad de que la causa fuese un arma sónica.

Mapa ubicación de la embajada de Estados Unidos cerca del Malecón
Mapa ubicación de la embajada de Estados Unidos cerca del Malecón

 

Los primeros síntomas de un posible “ataque” se presentaron en el otoño de 2016. Los trabajadores habrían escuchado ruidos fuertes y extraños. Se mencionan entre ellos chirridos, zumbidos y sonidos de raspado. Pero no se pararon los casos aquí, también habrían sentido una suerte de  movimiento “fantasmal” del aire,  seguido de una perdida auditiva y zumbido en los oídos como si se tratase de algún ruido muy fuerte que hubieran escuchado.

Lejos de recuperarse en seguida, los afectados tuvieron extraños efectos secundarios. Pasarían a tener pérdida de memoria, problemas de audición de visión e incluso problemas de equilibrio.

Embajada estadounidense en la Habana. Diseñada por el estudio neoyorquino Harrison & Abramovitz,. es un edificio largo y de seis pisos, terminado en 1953. Los jardines fueron diseñados por el arquitecto paisajista californiano Thomas Dolliver Church . El contratista del edificio fue Jaime Alberto Mitrani, PE, también profesor de ingeniería civil en la Universidad de La Habana. El emplazamiento permaneció abandonado por Estados Unidos desde la ruptura de relaciones diplomáticas del año 1961 hasta su apertura en 1977 para la "sección de intereses". En 1963, el primer ministro de Cuba, Fidel Castro, ordenó la confiscación del complejo. pero nunca se llevo a cabo.
Embajada estadounidense en la Habana. Diseñada por el estudio neoyorquino Harrison & Abramovitz, es un edificio largo y de seis pisos, terminado en 1953. Los jardines fueron diseñados por el arquitecto y paisajista californiano Thomas Dolliver Church. El contratista del edificio fue el ingeniero civil Jaime Alberto Mitrani, también profesor de ingeniería civil en la Universidad de La Habana. El emplazamiento permaneció abandonado por Estados Unidos desde la ruptura de relaciones diplomáticas del año 1961 hasta su apertura en 1977 para la “sección de intereses”. En 1963, el primer ministro de Cuba, Fidel Castro, ordenó la confiscación del complejo. pero nunca se llevo a cabo.

Al parecer, según revelan otras exploraciones los afectados habrían sufrido alteraciones en la sustancia blanca, una parte vital del cerebro ya que incluye la mayor parte de las actividades internas. Se denomina sustancia blanca porque sus neuronas, a diferencia de la capa más externa, están recubiertas de mielina.

La mielina (una sustancia conformada con membranas celulares plasmáticas) recubre los axones de las neuronas, la parte por donde pasa el impulso nervioso, y se encargan de que este impulso recorra el cerebro con mayor velocidad.

LA EXPLICACIÓN HASTA AHORA INSATISFACTORIA

El gobierno de los EE. UU. inicialmente culpó a una misteriosa arma sónica enemiga de los ataques sin embargo los funcionarios estadounidenses parecen querer evitar el término.

Muchos expertos en ondas acústicas dijeron que las ondas de sonido no causaban el daño cerebral que se podía apreciar en el departamento del estado. Apuntaron, así pues, a que los sonidos eran causa del fenómeno que causó los daños cerebrales a los funcionarios, y no así la causa.

¿Tiene el gobierno estadounidense información privilegiada que trata de ocultar? ¿Estaban llevando a cabo algún experimento secreto que se le fue de las manos, quizás un prototipo de aeronave? De momento no lo sabemos, quizás no lo sepamos nunca aunque todo parece apuntar a algún tipo de aeronave o misil secreto, o , quién sabe qué.

En declaraciones del Dr. Timothy Leighton, profesor de física de ondas ultrasónicas y acústica Submarina de la Universidad de  Southampton declaró  que, si se tratase de un rifle de ultrasonidos, lo que pasó no podría haber sucedido.

UN ATAQUE ¿DE MICROONDAS?

De momento elucubrar es fácil, y una de las hipótesis que cobran mayor protagonismo es el del posible ataque soviético por microondas un arma ya conocida desde el declive de la guerra fría.

James Lewis del exfuncionario del departamento de inteligencia dijo que : ”

“Sabemos con  el 100% de certeza que las embajadas están bajo vigilancia (enemiga), y  la tecnología usada puede estar “sobrepotenciada”. Recuerda que  “En Moscú en la década de 1970 estaban relacionados con el uso de dispositivos de vigilancia de microondas “.

Así pues, durante el año 1976 el entonces embajador estadounidense en Moscú,  Walter Stoessel, pudo haber sufrido las secuelas de un espionaje con dispositivos de microondas.

Hoy en día, una de estas armas, los llamados rifles PHASR usan baterías de litio y pueden alcanzar unos 300 metros.

En la imagen Rifle PHASR de microondas
En la imagen Rifle PHASR de microondas

Desde su descubrimiento en la década de los años 40 por Percy Stencer para calentar alimentos usando la tecnología de radares de la segunda Guerra Mundial, el uso de las microondas ha sido diverso.

Ataque deliberado, proyecto secreto o consecuencia de un uso de las microondas para espionaje, ninguna de las hipótesis son descartables aún aunque sí podemos decir que Estados Unidos ha exculpado del “ataque” a Cuba, y todo podría apuntar a Rusia como origen de los fenómenos.

Según informan en la revista digital Livescience, se espera que los médicos que han estado tratando los misterioso casos de afectados presenten sus hallazgos en el próximo número de la revista científica  Journal of the American Medical Association (JAMA), de la que estaremos pendientes desde Planeta Incógnito.

Y tú ¿qué opinas?

Fuentes y más info:

https://search.wikileaks.org/plusd/cables/1976STATE166451_b.html

https://www.livescience.com/61129-us-embassy-workers-in-cuba-sustained-brain-damage.html

https://www.apnews.com/bbed1d7f6f1a4320a7e60abfdce67d4d

https://en.wikipedia.org/wiki/Embassy_of_the_United_States,_Havana#Alleged_”health_attacks”

http://www.assassinationscience.com/EMP5.htm

https://www.goodhealthinfo.net/radiation/health_efx_western.htm

http://www.elmundo.es/cronica/2017/10/13/59da72eb46163f5c3e8b4637.html

NOTA AL PIE:

La exposición a microondas ha revelado que puede entrañar dolores de cabeza, trastornos del sueño, pérdida de memoria, problemas de aprendizaje, trastorno por déficit de atención (el famoso TDA) e infertilidad, trastornos todos ellos que aparecen mucho antes del cáncer. Cuando aparece el cáncer, generalmente lo hace en forma de tumores cerebrales, leucemia y linfomas.

Los trastornos descritos encajarían (quizás) con una exposición a una fuente de microondas y si fue así, la pregunta es ¿cuál fue la fuente?

Héctor Montoya

Héctor Montoya

Codirector de Planeta Incógnito en Planeta Incógnito
Diseñador Gráfico y Web, Héctor es probablemente el miembro más "cientificista" del grupo si no lo es ya de por sí Planeta Incógnito.
Acostumbrado a la búsqueda de documentación le encantan los enigmas científicos como podréis leer en muchos de sus artículos aí como en el programa de Radio
Héctor Montoya

Quizás también te interese...

Deja Un Comentario

Sé el primero en comentar

avatar
  Subscribe  
Notificar de: