Avispa de la especie Zatypota

Avispa de la especie Zatypota descubierta por por investigadores de la Universidad de British Columbia. UBC

Una especie de avispa recién descubierta en la Amazonía ecuatoriana transforma a una araña ‘social’ en un dron zombie que abandona su colonia para cumplir con las órdenes de la avispa.

Ese es el espantoso descubrimiento de la vida real realizado por investigadores de la Universidad de British Columbia, quienes detallan el primer ejemplo de una relación manipulativa entre una nueva avispa de la especie Zatypota y una araña social Anelosimus eximius en un estudio publicado recientemente en Ecological Entomology.

“Las avispas que manipulan el comportamiento de las arañas se han observado antes, pero no a un nivel tan complejo como este”, dijo Philippe Fernández-Fournier, autor principal del estudio y ex alumno de maestría en el departamento de zoología de la UBC. “No solo esta avispa está apuntando a una especie social de araña, sino que está haciendo que abandone su colonia, que rara vez lo hace”.

Fernández-Fournier estaba en Ecuador estudiando diferentes tipos de parásitos que viven en los nidos de las arañas Anelosimus eximius, una de las aproximadamente 25 especies de arañas ‘sociales’ en todo el mundo. Son notables por vivir juntos en grandes colonias, cooperar en la captura de presas, compartir los deberes de los padres y rara vez alejarse de sus nidos en forma de canasta.

Cuando Fernández-Fournier notó que algunas de las arañas estaban infectadas con una larva parásita y las vio alejándose de sus colonias para hilar redes cerradas de seda densamente hilada y trozos de follaje, se quedó perplejo. “Fue muy extraño porque normalmente no hacen eso, así que comencé a tomar notas”, dijo.

Intrigado, tomó cuidadosamente algunas de las estructuras, conocidas como “redes de capullos”, de vuelta al laboratorio para ver qué surgiría de las profundidades. Para su sorpresa, era una avispa.

“Estas avispas tienen un aspecto elegante“, dijo Samantha Straus, coautora del estudio y estudiante en el departamento de zoología de la UBC. “Pero luego se vuelven más brutales”.

Utilizando datos recopilados en Ecuador para diferentes proyectos entre 2012 y 2017, los investigadores comenzaron a reconstruir el ciclo de vida de la avispa y su relación parasitaria con la araña.

¿Cómo lo hacen?

Lo que encontraron fue a partes iguales fascinante y horroroso: después de que una avispa hembra adulta pone un huevo en el abdomen de una araña, la larva eclosiona y se adhiere a su desventurado huésped arácnido. Luego, presumiblemente, se alimenta de la hemolinfa, parecida a la sangre de la araña, que se hace más grande y toma el cuerpo lentamente. La araña ahora “zombificada” sale de la colonia y gira un capullo por la larva antes de esperar pacientemente a ser asesinada y consumida. Después de darse un festín con la araña, la larva entra en su capullo protegido, emergiendo completamente formada de nueve a once días después

En otros casos similares de parasitismo, se sabe que las avispas se dirigen a especies solitarias de arañas como los tejedores de orbes y las manipulan en comportamientos que están dentro de su repertorio normal.

“Pero esta modificación de comportamiento es grave”, dijo Straus. “La avispa secuestra completamente el comportamiento y el cerebro de la araña y hace que haga algo que nunca haría, como dejar su nido y crear una estructura completamente diferente. Eso es muy peligroso para estas arañas pequeñas”.

No se sabe cómo las avispas hacen esto, pero los científicos creen que puede ser causada por una inyección de hormonas que hacen que la araña piense que está en una etapa diferente de la vida o que se disperse de la colonia.

“Creemos que las avispas apuntan a estas arañas sociales porque proporciona una gran colonia de acogida estable y una fuente de alimento“, dijo Straus. “También descubrimos que cuanto más grande es la colonia de arañas, más probabilidades hay de que estas avispas la apunten”.

Straus, que ahora tiene un tatuaje de la avispa, regresará a Ecuador para investigar si las avispas regresan a las mismas colonias de arañas generación tras generación y qué ventaja evolutiva podría presentar. Mientras tanto, las avispas probablemente continuarán su papel protagonista en las peores pesadillas de las arañas.

Fuente y más información:
Diario 20minutos

Pin It on Pinterest

Shares