Un equipo internacional de científicos dice que han identificado una teoría plausible para explicar los avistamientos del Monstruo del Lago Ness.

El equipo científico tomó 250 muestras de agua del misterioso lago a varias profundidades el año pasado, recolectando todas las formas de “ADN ambiental para su posterior análisis. Si bien no se encontraron cara a cara con Nessie, los científicos dicen que tienen una explicación biológica para la criatura y que anunciarán los resultados de sus estudios el próximo mes.

ACTUALIZACIÓN: Los científicos defienden la hipótesis de la anguila gigante (al final del artículo).

EL ESTUDIO

La Universidad de Otago (Nueva Zelanda) ha liderado el trabajo destinado a catalogar toda la vida actual en el lago Ness, incluidas plantas, insectos, peces y mamíferos.

El ADN de las muestras de agua se extrajo y secuenció dando lugar 500 millones de secuencias de ADN que ahora se han analizado contra bases de datos existentes.

El genetista Neil Gemmel, perteneciente a este equipo de investigación realizó declaraciones muy interesantes dejando caer que hay una hipótesis aún plausible para la existencia de un “monstruo” en el lago escocés o al menos algo que explicaría los posibles avistamientos del mítico ser.

“Se han reportado más de mil avistamientos de “algo” en el lago Ness que han impulsado esta noción de un monstruo en el agua (…) De esos avistamientos hay alrededor de cuatro explicaciones principales sobre lo que se ha visto. (…) Nuestra investigación esencialmente descarta la mayoría de esas teorías, sin embargo, una teoría sigue siendo plausible”.

Según parece esta teoría (más bien hipótesis) junto con los resultados completos de la investigación se revelará el mes que viene en un evento en Drumnadrochit, un pequeño pueblo que linda al oeste con el Lago Ness,

PEQUEÑA HISTORIA DEL “MONSTRUO” DEL LAGO NESS

El monstruo del lago Ness es uno de los mitos más antiguos y perdurables de Escocia, o al menos así se ha trasladado en los tiempos modernos. Hoy en día inspira libros, programas de televisión y películas, y sostiene una importante industria turística en torno a este paraje escocés.

La historia del monstruo se remontaría según algunas fuentes a 1.500 años atrás. En la Vita Columbae se cuenta , según Adomnan (noveno abad de Iona que vivió en el siglo VII), que allá por el año 565 D.C el misionero irlandés San Columba, se encontraría con una bestia extraña en el río Ness.

Al parecer, San Columba de Iona encontró a un grupo de pictos (unión de tribus escocesas paganas) que estaban enterrando a un hombre al que había matado el monstruo. San Columna habría conseguido salvar a un nadador haciendo el signo de la Cruz y con las palabras  «No irás más lejos», que, según cuenta las crónicas “aterrorizó a la bestia” para asombro de los pictos reunidos. Estos paganos escoceses, acto seguido, “glorificaron al Dios” de Columba, el dios Cristiano.

Podemos ver como, al igual que en otros muchos textos religiosos la historia parece exagerarse hasta dotar de “poderes” fantásticos al autor del “milagro”. Pero, más allá del análisis que podamos hacer del pasaje, lo cierto es que el texto de Adomnan afirma que había un monstruo y que este habitaba en el rio Ness. Eso sí, en el río Ness que desemboca en el lago, y no en el lago mismo.

Pero vayamos a relatos más recientes para entender la mitología creada al respecto.

Llegamos al siglo XIX y sería en 1868 cuando nuevo rumores acerca de la existencia de un monstruo en el lago Ness se publicarían en el diario “Inverness Courier” .

Habría que esperar casi 65 años para que dicho diario volviera a publicar algo al respecto, pero esta vez lo haría iniciando el moderno mito de monstruo del lago Ness.

AVISTAMIENTOS EN LA DÉCADA DE LOS AÑOS 30 DEL SIGLO XX

En 1930, el periódico Northern Chronicle publicó una noticia titulada «Extraña experiencia en el lago Ness» que contaba la historia de dos pescadores que decían haber visto un animal que produjo un “gran remolino” cerca de Tore Point.

En 1932, K. McDonald afirmó que había visto a una criatura similar a un cocodrilo remontando el Lago Ness (recorte superior dcha).

Llegamos a 1933, Alex Campbell,  un alguacil y periodista amateur que vivía en Fort Augustus, informaría que una mujer, Aldie Mackay, creía haber avistado a Nessie.  El informe del Sr. Campbell describió una criatura parecida a una ballena y el agua del lago “en cascada y agitándose”. De Campbell y lo que se ha vertido en la red sobre él podríamos hablar largo y tendido, pero la historia de Nessie, aún estaba comenzando y  hubo más actores que intervinieron en su leyenda.

2 de mayo de 1933. El periódico Inverness Courier publicaba la noticia de una pareja local que decía haber visto «un enorme animal rodando y hundiéndose en la superficie», describiendo al “animal” como un “monstruo” por primera vez (decisión sensacionalista del editor Evan Barron)  y conviertiéndose realmente en toda una sensación mediática. Según parece se comenzaron a enviara reporteros desde Londres e incluso a ofrecerse por parte de algún circo 20.000 libras esterlinas de la época por la captura del monstruo. El mito moderno del monstruo del lago ness, había comenzado.

Más tarde ese mismo año, A. H. Palmer sería testigo de un avistamiento de “Nessie” el 11 de agosto de 1933, a las 7:00 de la mañana y con él se da el pistoletazo de salida el mito de un animal prehistórico debido a la descripción del tamaño de su cabeza por parte de Palmer. Hasta este momento los periódicos hablaban simplemente de un pez misterioso o extraña criatura.

Los culpables últimos de este mito prehistórico podría bien ser el avistamiento de los Spicer, una pareja de turistas que habrían avistado al monstruo poco después del estreno de la famosa película King Kong, película que generaría una auténtica monstruomanía en la época.

Sería el 4 de agosto de 1933,  cuando el  Inverness Courier   publicaba un informe del londinense George Spicer que varias semanas antes había visto un extraño animal junto a su esposa, mientras conducían por el lago. Este matrimonio fue testigo, según palabras propias de George Spicer, del “encuentro más cercano con un dragón o un animal prehistórico que jamás habían visto en su vida”. Dicho ser (Nessie) se encontraba cruzando el camino hacia el lago otro “un animal” en la boca.

Hay que decir que previamente y junto al estreno de la película de King Kong, varios dinosaurios habían sido encontrados en Reino Unido y eso también pudo contribuir a la explicación, acertada o no, del avistamiento que los Spicer dijeron tener.

 

 

La prensa de Londres definiría el enigma como un plesiosaurio. No sólo había ya importantes esqueletos de estos reptiles gigantes en el Museo de Historia Natural  sino que un buen fósil de un plesiosaurio había sido encontrado  encontrado en Barrow, en 1851, y según algunas fuentes había habido hallazgos recientes de fósiles este tipo de reptil acuático prehistórico.

Sería en 1934, cuando Mr. Grant, en su motocicleta dijo haber tenido encuentro con ese ser según regresaba a su casa el día 5 de Enero de ese año. Posteriormente, el 19 de Abril de 1934,  se haría pública la fotografía  del cirujano y Teniente Coronel Británico, Robert Kenneth Wilson. Ésta  parecía mostrar a una enorme criatura de cuello largo que se asomaba en el agua.

Décadas más tarde, el 12 de marzo de 1994, Marmaduke Wetherell afirmó haber falsificado esa fotografía tras ser empleado por el periódico Daily Mail para encontrar a Nessie; indicando también que Wilson no habría tomado la foto, y que su nombre fue utilizado solamente para darle más credibilidad a la misma. Sin embargo y a pesar de la confesión, esta foto ya había sido difundida por todo el mundo como una «evidencia absoluta»; lo cual colocó definitivamente en la cultura popular, la leyenda del monstruo del lago Ness de Escocia.

Wetherell trabajando para el Daily Mail

Wetherell trabajando para el Daily Mail

1938, la curiosa carta de un Jefe de Policia

Posteriormente a la famosa “foto” de “Wilson” que podéis apreciar en la parte superior, el monstruo seguiría dando que hablar. Apenas unos años mas tarde, en mayo de 1938 un turista sudafricano filmó algo que creía era el monstruo. Finalmente se concluyó que era un objeto flotante.

Apenas unos meses después el protagonista sería el jefe de Policía de Inverness-shire, William Fraser, quien preocupado por una partida de cazadores que querían cazar al ser vivo o muerto escribiría una carta donde su expresaba su preocupación y convencimiento de que el ser existía.

En dicha carta, que se puede encontrar en internet gracias a su inclusión en 2010 en los archivos nacionales, y cuya imagen está en la parte superior, puede leerse lo siguiente:

SEDE CONSTABULARIO  DEL CONDADO  DE  INVERNESS SHIRE

SEDE DEL CONDADO DE INVERNESS. EL CASTILLO , 15 de agosto de 1938

Señor,
El Monstruo del Lago Ness.


Me gustaría remitirle a su carta fechada el 21 de noviembre de 1933 (Ref. No. 36125/1) con la cual usted adjuntó la copia de una carta con fecha 13 de noviembre de 1933 recibida por usted de Sir Murdoch Macdonald, MP para Inverness-shire.

En mi respuesta a esta correspondencia, fechada el 23 de noviembre de 1933, indiqué que el único paso que la Policía podría tomar de modo útil, era advertir a las personas que residen en el vecindario y al mayor número posible de visitantes, que la preservación del monstruo era (intensamente) deseada. 

Ahora me doy cuenta de que el señor Peter Kent y la señorita Marion Stirling, ambos de Londres, están decididos a atrapar al Monstruo, vivo o muerto.

El Sr. Peter Kent visitó Fort Augustus el viernes 12 de agosto y fue visto allí por mi oficial estacionado en Fort Augustus, a quien dijo que le iban a fabricar un arpón especial y que pretendía regresar con unos veinte hombres experimentados el 22 de agosto con el propósito de cazar al Monstruo.

Que haya alguna criatura (pez)  extraña  en Loch Ness parece ahora fuera de toda duda, pero que la Policía tenga algún poder para protegerlo es muy dudoso. Sin embargo, he hecho que se le advierta al Sr. Peter Kent sobre la conveniencia de dejar a la criatura tranquila,  pero queda por ver si mi advertencia tendrá el efecto deseado o no.

Si tiene usted alguna sugerencia que hacer o puede ofrecerme alguna orientación al respecto, se lo agradeceré. 

Soy, el señor,
Su obediente servidor,

William Fraser 

Jefe de policía

Lecturas de Sonar inconcluyentes o infructuosas (algo extraño se detectó en 1954 y nunca más), equívocos varios y no pocos fraudes se han realizado desde entonces en el convencimiento de que existía algo extraño o  el conocimiento de que la mítica criatura escocesa  (pudiendo no existir) si que vendía.

SIGLO XXI

falsobarcoPor eso esta fuera poco, algunas fotos retocadas que se publicaron el año pasado en 2014 a partir de las imágenes del satélite para mapas de Apple lo puso de nuevo de moda por una extraña estela que se vio dibujada en el lago, que, como se pudo comprobar fácilmente, era debida a un barco.

Existen multitud de leyendas acerca de monstruos lacustres alrededor del mundo, y algunas bastante más verosímiles que la del Monstruo del Lago Ness, sin embargo este sigue de moda a través de los tiempos.

Gary Campbell, actual poseedor de un registro de avistamientos de Nessie, recibe, en promedio, 10 informes al año de algo “aparentemente inexplicable” que se ve en las aguas del lago.

Dado que más de 400,000 personas visitan el lago Ness cada año, Campbell dijo que ver algo era “bastante raro” aunque dice creer que con el tiempo, la ciencia revelará una causa para los avistamientos.

CONCLUSIONES

¿Existió realmente algún animal tras estos avistamientos que tan bien han sabido utilizar como marketing del lago Ness? Quizás dentro de poco sepamos algo más según esta investigación, o quizás no y se quede en una parte más  de esta bonita y casi romántica historia de una especie desconocida aislada en un inmenso lago escocés.

Estaremos pendientes de las próximas noticias al respecto.

Fuentes e imágenes:

https://www.cadizdirecto.com/una-hipotesis-sobre-el-monstruo-del-lago-ness-podria-ser-posible 

https://es.wikipedia.org/wiki/Monstruo_del_lago_Ness

http://lochnessmystery.blogspot.com/2014_03_02_archive.html

https://www.livescience.com/technology

https://www.inverness-courier.co.uk/e-editions/

https://www.scotsman.com/interactive/are-hunters-closing-in-on-the-loch-ness-monster

https://psmag.com/environment/brief-history-loch-ness-monster-91180

https://www.otago.ac.nz/otagomagazine/issue47/features/otago696118.html

 

ACTUALIZACIÓN

 

Finalmente en el ADN recopilado se han encontrado marca genética de Anguila.

 

Finalmente la teoría que podría explicar los avistamientos del monstruo del lago Ness en base al ADN hallado vendría por la teoría de la anguila gigante.   

 

Finalmente se ha liberado la información de que no se había encontrado ADN de animales jurásicos, ni rastro genético de los plesiosaurios en el ADN registrado. Tampoco rastro genético de tiburón ni de siluros, otras dos hipótesis para el origen de Nessie.

 

Sin embargo entre el ADN detectado si habría una gran cantidad de ADN de anguila, y esta también ha sido una de las teorías o hipótesis que han circulado acerca del origen del “monstruo” del lago Ness desde 1933, que este fuera una anguila gigante. Una anguila que de alguna manera algo aislada en el extenso lago y con cierta dificultad para ir a desovar a otros mares como el mar de los Sargazos hubiese de algún modo evolucionado de manera diferente. 

Respecto a esto, es cierto que en lago Ness se han atestiguado también avistamientos de grandes anguilas, y podría ser algo que explicase parte de los avistamientos de Nessie, pero por el momento no deja de ser una hipótesis, eso sí, plausible para el grupo de científicos de la presente investigación. 

“Encontramos una gran cantidad de ADN de anguila. Las anguilas son muy abundantes en Loch Ness, con ADN de anguila encontrado en casi todas las ubicaciones muestreadas, hay muchas de ellas”, escribieron los investigadores en el sitio web del proyecto .

“Los investigadores habían sugerido anteriormente que una anguila gigante podría explicar algunos avistamientos. Esa idea luego perdió popularidad a medida que las teorías sobre reptiles extintos se hicieron más comunes. Sin embargo, ha habido informes continuos de anguilas muy grandes por varios testigos”.

El problema es que el ADN detectado pertenece anguilas europeas, que hasta donde la biología sabe, no crecerían más allá del metro y medio, 

Los datos no revelan el tamaño de las anguilas que arrojan su ADN al lago, pero la idea no está exenta de precedentes.

Según un artículo de la revista científica ScienceAlert,  otra extraña criatura avistada en un lago de las montañas podría haber sido una anguila.

Esto se habría producido en 1865, cuando se informó de una enorme “serpiente de mar” en un lago en Leurbost, con apariencia de anguila, lo que llevó a la conclusión de que probablemente era una anguila.

En cualquier caso será necesario realizar más investigación para ver como puede encajar esta explicación con los avistamientos de Nessie (más de 4000 según algunas fuentes).

RESULTADOS DE LA INVESTIGACIÓN

El equipo identificó el ADN de 11 especies de peces, 3 anfibios, 22 aves y 19 mamíferos, gran diversidad microbios incluso uno de agua salada.

No es la primera vez que la investigación de ADN críptido resulta fascinante, si no resultados inesperados. Una vez,  las pruebas de ADN de muestras de cabello que se dice provienen de Bigfoot, yetis y otros “primates anómalos” resultaron ser nada de eso, pero la investigación arrojó un mechón de piel de un oso paleolítico extinto.

Y, al igual que esa investigación no descartó la existencia de Bigfoot, todavía hay un rayo de esperanza para todos los fanáticos de Nessie.

“El lago Ness es vasto y dado que las señales de eDNA en el agua se disipan rápidamente, durando días o semanas como máximo, existe la posibilidad de que haya algo presente que no detectamos porque tomamos muestras en los lugares equivocados en el momento equivocado, o nuestro El método de metabarcodificación no pudo detectar ‘Nessie’ porque la secuencia no podía coincidir con nada en las bases de datos de secuencias “, escribieron los investigadores .

“Nuestra investigación, como todas las investigaciones anteriores, no tiene una prueba definitiva del monstruo. Probar que algo no existe es prácticamente imposible. Sin embargo, tenemos una teoría adicional para probar, la de la anguila gigante, y puede valer la pena explorarla. esto con más detalle “.

Seguiremos pendientes de futuras actualizaciones al respecto.

Fuentes:  https://www.sciencealert.com/there-s-a-bunch-of-eel-dna-in-loch-ness-raising-questions-about-nessie-s-identity

 https://www.scotsman.com/lifestyle-2-15039/nessie-hunter-believes-loch-ness-monster-is-giant-catfish-1-3832402

 https://www.europapress.es/ciencia/habitat-y-clima/noticia-adn-apunta-anguilas-gigantes-avistamientos-lago-ness-20190909132704.html

 

Héctor Montoya

Codirector de Planeta Incógnito at Planeta Incógnito
Diseñador Gráfico y Web, Héctor es probablemente el miembro más "cientificista" del grupo si no lo es ya de por sí Planeta Incógnito.
Acostumbrado a la búsqueda de documentación le encantan los enigmas científicos como podréis leer en muchos de sus artículos aí como en el programa de Radio